La Historia del GeoMarketing

“GeoMarketing” como su nombre lo indica, es una estrategia de publicidad que se basa en la combinación de mercadotecnia con geografía.

 

 

Si tuviéramos que describir la época en la que vivimos en una oración, es muy probable que sea: “El mundo al ritmo de los avances tecnológicos”. Gracias al internet, la forma de ver televisión, la forma de escuchar música e inclusive la forma de leer libros ha cambiado; y el Marketing no es la excepción. Hace 20 años nuestros padres buscaban un plomero en los clasificados del diario y hoy nosotros lo “googleamos” ¿Pero cómo sabe el internet que un anuncio es relevante para nosotros?

 

 

“GeoMarketing” como su nombre lo indica, es una estrategia de publicidad que se basa en la combinación de mercadotecnia con geografía. Su principal propósito es la localización exacta de los clientes, puntos de venta, sucursales y competencias de una empresa. Esta técnica ha sido utilizada durante años para dividir la inmensidad del internet en intereses y ubicación de prospectos comerciales.

 

 

El GeoMarketing vio la luz en el año 2000 con la creación de “Google Adwords”. Un servicio que combina la ubicación geográfica de una persona con sus búsquedas de internet. Por ejemplo, si te encuentras en una avenida concurrida y buscas en internet “Tarjeta de Crédito” dentro de los resultados aparecerán los bancos que estén más cerca de tu posición actual.

 

Si bien, el GeoMarketing funcionaba perfectamente entre los usuarios de las computadoras de escritorio, un factor muy importante en el incremento de empresas que utilizan esta estrategia fue la repentina popularidad de los dispositivos móviles (smartphones, tablets, etc). Las agencias de mercadotecnia nos tuvimos que adaptar a la forma en que las personas realizan búsquedas en internet.  Sin embargo, este tipo de publicidad encontró en el GPS una excelente herramienta para poder generar anuncios relevantes acorde a la ubicación geográfica e intereses de una persona.

 

 

Sin embargo no todo es miel sobre hojuelas, Apple al ver cómo sus dispositivos eran utilizados para generar clientes decidió sacar a la venta el “iBeacon”. Colocado en las entradas de tiendas departamentales como Target y Macy’s, este dispositivo detectaba el ingreso de un iPhone e inmediatamente le enviaba descuentos y cupones al usuario. Esta estrategia no causó un gran impacto pues las personas se sentían bombardeadas de publicidad.  

 

En la actualidad, el rey del GeoMarketing es Snapchat. Con sus divertidos filtros, negocios (principalmente restaurantes) pueden acercarse a una generación digital que comparte experiencias, vive en el momento y no se preocupa por el mañana. Imagínate que todas las personas que asistan a tu evento no sólo compartan que estuvieron ahí, sino que muestran mediante imágenes lo bien que se la pasaron.

 

En pocas palabras el GeoMarketing acerca a un posible cliente a un servicio o producto que no sólo podrá satisfacer sus necesidades también está lo más cerca posible. Así que la próxima vez que busques “productos para el cabello” en internet, no te sorprendas al ver inmediatamente después un anuncio de un supermercado y su promoción de tintes al 2x1, es solo el GeoMarketing haciendo su trabajo.

 

-Ricardo Figueroa

Mercadotecnia

Investigación

Marketing Digital

Comercialización

Otros enlaces


Google Partner

Socio Amipci

Contacto oficial Emagister